Felicidades mamá.

Puede que el día de la madre sea algo comercial, aunque siempre me has dicho que las cosas son como queramos verlas nosotros. Así que sí, me gusta este día, me encanta, y no necesito comprar nada para disfrutarlo.

Pero es un buen día para decirte una vez más todo lo que fuiste, eres y serás para mí. Es un buen día para agradecerte los vasos de agua de madrugada y las veces que me abrazabas cuando tenía pesadillas. Los despertares cariñosos y los besos de buenas noches. Y por supuesto, la frase sin la que no podía dormir: si necesitas algo me llamas. Porque así ha sido toda mi vida, en cuánto he necesitado algo, ahí estabas.

Es un buen día para agradecer tus horas cosiendo disfraces o trajes de ballet y puntas. Y las tardes haciendo deberes conmigo. Un buen día para agradecer las vacaciones en familia y tus malabares con la maleta de 5 personas y 3 niñas. Los viajes a Barcelona y las 10 horas que pasabas al borde del asiento.

Es un buen día para agradecer tu infinita paciencia en mi adolescencia, y que siguieras estando ahí cuando sufría. El no reprochar jamás nada, por mucho daño que, sin quererlo, hubiera podido hacerte.

DSCN0392DSCN0405

Es un buen día para agradecer el arroz de los domingos. Y los cafés con leche de soja cuando podíamos escaparnos. Tu sinceridad cuando te conté que quería ser madre, y tu apoyo cada uno de los días durante el embarazo. Es un buen día para agradecer tu ayuda en la boda, y que te quedes sin palabras porque en el fondo sabes que sé todo lo que me quieres decir.

Y es que es un buen día para agradecerte que hoy, en mi primer día como madre, sigas a mi lado. Porque la vida a veces nos separa de gente que queremos, pero nunca has dejado que nada nos separe a nosotras. Y, como siempre te digo, si Sofía algún día llega a quererme la mitad de lo que yo te quiero a ti, sería feliz toda mi vida.

DSCN3542DSCN4144

Y para terminar… Hoy es un día de la madre muy especial. Hoy es tu primer día de la madre como avia. Así que gracias mamá, por hacerme mujer y por permitirme sentir en carne propia lo que es ser madre. Gracias por amar a Sofía como parte de ti que también es. Por preocuparte por ella, por cuidarla, por hacerla reír, por ser su madrina. Gracias porque sé que también serás su apoyo. Y si como mamá has sido insuperable, como avia serás simplemente maravillosa. Sólo tienes que ser tú.

Te quiero mamá, hasta la luna y volver, y volver a ir, y volver a volver, y volver a ir… ? ? ?

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: